viernes, 2 de octubre de 2009

La Libertad

*
Comparto ahora en este blog algo que escribí en enero de 2007 y que posteé por vez primera aquí: http://www.despertardivino.cl/aspbb/shauds/view.asp?msgID=9917

La Libertad

Somos Libres. La cuestión no es si tenemos Libertad o no (porque la tenemos), la cuestión es nuestra actitud: ¿gozamos de nuestra Libertad o nos dedicamos a limitarla?

Somos grandiosos, enooooormes como elefantes. Imagináos que un elefante se asustara y corriera a esconderse detrás de un cubito de hielo… ¡sería ridículo! Pero el miedo hace cometer semejantes estupideces. El cubito de hielo no logrará ocultar al elefante, de hecho incluso se derretirá.

Es bueno asumir lo que uno es. Yo Soy Espléndido, un fuera de serie (la Naturaleza es creativa y nunca se repite, jamás fabrica en serie). Soy tan esplendoroso en el Universo como un elefante lo es en su hábitat. ¡Soy un MegaCrack!

Es una buena hora para todos asumir nuestra propia maravillosidad. Somos tan inmensos… tremendos… ¡pero nos han enseñado que destacar está mal! Y así la moda de correr a esconder lo que somos tras el primer cubito de hielo que encontremos a mano.

Pero solo existe un Camino estimulante: ser auténticos, ser brillantes, atreverse a ser uno mismo, ser espontáneo!!!

Seguir dando vueltas y vueltas y vueltas en torno a un mismo círculo de vivencias puede dar cierta sensación de seguridad, pero es mareantemente aburrido… Sin embargo la sociedad, las supersticiones religiosas inclusive, han domesticado tradicionalmente a los humanos, los han asustado, debilitado haciéndoles pensar que estaba mal ser naturales, que era erróneo ser espontáneos, ser ellos mismos tal como fluyen, auténticos.

Los domesticaron, crearon unos moldes o modelos rígidos e instruyeron a los humanos a amoldarse a esos modelos, renunciando a lo único valioso que tienen: ¡su propio fluir natural, su propio Ser!

Uno tiene que ser valiente para Ser Libre. Somos la Libertad pero hay un entrenamiento social, una domesticación para limitar esa Libertad y ser ciegos a ella. Se entrena a los humanos a creerse limitados y conformarse con migajas cuando son Reyes del Universo. Masters del Universo.

Seguir dando vueltas al mismo círculo es estúpido. Vale que da seguridad: te garantiza con seguridad que ¡seguirás igual de aburrido!

Tomar decisiones propias puede parecer “inseguro” a los humanos, pues están tan entrenados para la esclavitud… por eso recurren a “autoridades”, a lo que dicen sus iglesias, sus santos. Incluso los más espabilados a veces ceden a la tentación de conceder más credibilidad a lo que dicen los mensajes canalizados (sean Ascendidos, extraterrestres o la madre que los parió) que a lo que les fluye desde su propio Corazón.

Tomar decisiones propias puede parecer inseguro al principio pero es el Camino para comprobar que realmente somos Libres. ¡Es tan fácil! La inseguridad se disipa a medida que nos atrevemos a confiar más y más en nosotros mismos. Nuestras propias decisiones producen vivencias muy concretas, adaptadas perfectamente al descubrimiento de nuestros talentos “ocultos”.

Pero no, algunos toman un par de decisiones osadas, luego se pegan el primer porrazo (porque el porrazo viene, sea mayor o menor) y en seguida se repliegan asustados y vuelven al círculo aburrido de toda la Vida… ¡Renuncian a la Magia, a la Libertad! ¡Y sin embargo las puertas de su celda siguen y seguirán abiertas! Solo es necesaria la actitud de confiar en nosotros mismos y sostenernos sobre nuestros propios pies, desde lo que fluye desde nuestro interior (y no desde las “autoridades” educativas, religiosas, libros más o menos “sagrados”, etc). ¡Un solo movimiento decidido por uno mismo vale más que los consejos de 1000 santos juntos!

La Libertad está Aquí, a menos de un paso. No hay que hacer nada para obtenerla, porque es lo que Somos. Somos la Libertad. Así que se trata de simplemente poner en práctica lo que somos: ser nosotros mismos (en vez de seguir un molde, convirtiéndonos en una mala copia de lo que otros quieren de nosotros).

Los cobardes que vuelvan al círculo del aburrimiento. ¡La Libertad solo conversa, juega, ríe y disfruta con los valientes!

Zenda
*

No hay comentarios:

Publicar un comentario