lunes, 31 de enero de 2011

ViviéndoLo

*
No nos damos cuenta de que nuestra vida aquí mismo, ahora mismo, es el nirvana. Quizá creamos que el nirvana es un lugar en el cual no existen los problemas, los espejismos. Quizá creamos que el nirvana es algo muy hermoso, algo inalcanzable. Siempre creemos que el nirvana es algo muy diferente de nuestra propia vida. Pero hemos de comprender que en verdad se encuentra aquí mismo, ahora mismo.

¿Cómo es posible? Podemos aseverar que nuestra práctica se propone poner fin a la separación que existe entre lo que creemos que es nuestra vida y lo que es realmente nuestra vida como sutil mente del nirvana. O más exactamente: ¿cómo podemos darnos cuenta de que realmente y para empezar, no existe separación alguna?

No vivas en la dualidad. Sé verdaderamente uno con tu vida como sutil mente del nirvana.

¿Qué significa «sutil»? Una cosa es sutil, no porque esté oculta, ni porque sea esquiva, sino porque se halla aquí mismo. No la vemos precisamente porque se encuentra justo delante de nosotros. En realidad, la vivimos. Y viviéndola, no pensamos en ella. En cuanto pensamos en ella, empezamos a funcionar en un estado de dualidad y no vemos lo que es nuestra vida.

Taizan Maezumi Roshi

*

No hay comentarios:

Publicar un comentario