jueves, 5 de diciembre de 2013

Sólo existe el Momento, el cual lo incluye todo

*
Sólo el Momento ES, y nada más es. El pasado, el futuro y el presente son ilusorios (distorsiones ilusorias del Momento). De todos modos el Momento lo incluye todo. No hay nada más que el Momento, el cual es tu Ser, el Único Ser. Es la Verdad, plena y una.

De las tres creencias (pasado, presente y futuro), es el presente la que más se aproxima al Momento (la Realidad). Atendiendo al presente, sin añadir creencias que lo coloreen (esto se refiere al silencio), se descubre el Momento.

Del mismo modo, atendiendo al ser, sin añadir creencias que lo distorsionen (de nuevo: se refiere al silencio mental), se descubre el Ser.

Atendiendo al presente se descubre el Momento. Atendiendo al ser se descubre el Ser.

Esto se parece a cuando pasas de una estancia muy iluminada a una estancia  muy oscura y al principio no ves nada, pero si atiendes y dejas que tus ojos se acostumbren a esa poquísima luz, poco a poco vas viendo más y ves los muebles, lo que haya, y todo eso ya estaba ahí todo el rato, simplemente que no lo veías. Así, cuando atiendes al ser (o al presente), al principio puede parecer algo anodino porque no parece suceder nada, pero si te das la oportunidad y persistes, se aclara todo y vas reconociendo tu plenitud, la maravilla del Ser que lo abarca todo y lo contiene todo. No hay palabras para describir tal Aventura ilimitada, tan gran felicidad espontánea. Nada más puede satisfacerte, porque sólo lo ilimitado puede satisfacer a lo ilimitado, y tú eres lo ilimitado. Todo está en ti.

El Momento y el Ser es lo mismo: lo inmutable, lo que Eres. Libre de ilusiones. Lo Real: intemporal, eterno, inmutable, libre e ilimitado. Las ilusiones, incluidas el espacio y el tiempo, no pueden tocarLo.

Aquí y ahora, en el puro Momento desnudo (desnudo de ilusiones), se encuentra todo cuanto puedas desear o necesitar, y es tu propio Ser, tu siempre disponible plenitud. Siendo Esto, no necesitas nada.

Aquí, en el Momento, en el Ser, está todo lo real. Y lo irreal no está en ninguna parte, por lo que desaparece cuando dejas de jugar/creer a/en ello. Lo Real es espontáneo, natural y feliz. Lo irreal es programación ilusoria, lo contrario a lo espontáneo; lo irreal es predecible (programado), forzado (innatural) y limitado (infeliz). Sólo la Verdad es libremente espontánea, por lo que sólo desde la Verdad se puede ser ilimitadamente Feliz.

Este Momento es eterno y nunca se acaba. Nunca comenzó ni terminará. Es inmutable e ilimitado, y tan pleno que con todo merecimiento puede llamársele infinita Felicidad.
*

1 comentario:

  1. Gracias Toni por este texto.

    Recomiendo el vídeo de RUPERT SPIRA titulado "El Ahora Es El Ser Sin Dimensiones":

    http://www.youtube.com/watch?v=bcQjAPSkbWo&list=PL81tZLE7r39F7f7X1CxW0c-nTOmjxs2kE

    Su duración es de unos 6 minutos.

    ResponderEliminar